lunes, 14 de marzo de 2016

María Asquerino

Vi a María Asquerino interpretar Anillos para una dama, de Antonio Gala en el Teatro Principal de Sanlúcar de Barrameda en los años setenta. Incluso tuve la oportunidad de charlar un ratito con ella en lo que se llamaba el ambigú del teatro, que no es otra cosa que la barra del bar, entre función y función y me pareció impresionante. Impresionante la interpretación de la obra e impresionante poder hablar con ella, aunque fuera sólo unos minutos. Una pena que en aquellos años las cámaras de fotos no estuvieran tan extendidas, me hubiese encantado tener una foto con la Asquerino.
La última vez que la vi fue en un programa de televisión, donde dijo que ya salía en la tele sin maquillar porque se había pasado toda la vida maquillándose y donde, aunque la presentadora se empeñaba en buscar la parte triste y dura de su vida, ella todavía se rebelaba y decía que había sido una persona fuerte y que tenía muy buen humor, aunque se le veía un halo de soledad.
Siempre me acordaré de ti como la Jimena de Anillos para una dama.
María Serrano Muro, María Asquerino o Maruja Asquerino, como se conoció durante los primeros años de su carrera, nació en Madrid en 25 de noviembre de 1925, hija del actor Mariano Asquerino y de Elisa Muro.
La primera vez que aparece en el teatro es cuando apenas contaba once años en un papel de chico, de botones, en la obra Eloisa está debajo de un almendro.
En el cine su primer papel lo tuvo el año 1944 en la película Aventura, a la que siguieron otras muchas: Surcos, La otra vida del capitán Contreras, Ultimo verano, El juego de la verdad, Donde tu estés, Separación matrimonial, Yo soy esa, 1990 con Isabel Pantoja o Ese oscuro objeto del deseo, de Buñuel.
En televisión participó en algunos dramáticos de las Novelas, Estudio 1, Teatro de siempre y series como Hospital Central, El marqués de Sotoancho, A su servicio, Cuentos de Borges, Tirante el Blanco, Página de sucesos, Anillos de Oro, Sonatas. La primera aparición en televisión fe en el dramático Primera Fila, en la obra Plaza de Oriente, el 18 de noviembre del año 1964, junto a los mejores actores y actrices del momento.
Tal vez el teatro fue donde más actuó y así se tiene constancia de casi una obra por año desde el 1950:
Marido y Medio, 1950
Madrugada, de Antonio Buero Vallejo, 1954
La vida en un bloc, 1956
Lo siento, señor García, 1957
Anastasio, 1958
Esta noche es la víspera, 1959
Cantando en primavera, 1959
La cornada, de Alfonso Sastre, 1960
Rapto, de Edgar Neville, con Rafael Rivelles, 1960
Tengo un millón, 1960
Trampa para un hombre solo, 1960
El rey ha muerto, 1960
El juego de la verdad, 1963
Aprobado en inocencia, 1964
Espejo para dos mujeres, 1965
Epitafio para un soñador, 1965
Juguetes para un matrimonio, 1966
La Amante, 1968
Un marido de ida y vuelta, en 1969
El sueño de la razón, de Antonio Buero Vallejo, con José Bódalo, 1970
El Caballero de Olmedo, de Lope de Vega, en 1971
Play Patricio, 1972
Anillos para una dama, de Antonio Gala, desde el 1973  hasta el 1975.
La belleza del diablo, 1986
La reina castiza, 1986
Las damas del jueves, de Loleh Belón, 1988
El león de invierno, 1991
Triple Retrato, 1994
Hipólito, de Eurípides, 1995
Algún día… trabaremos juntas, 1996
Las señoritas de Aviñon, 2001
Divos, 2002
Roberto Zucco, 2005
La última obra que representó fue Tío Vania en el Teatro María Guerrero.
María se retiró el año 2008, después de una larga trayectoria de interpretación donde combinó el cine, el teatro y la televisión. Decía que ya estaba muy cansada, después de tanto tiempo de trabajo y vivía sola en un piso muy cercano al parque del Retiro de Madrid, fundó y participaba en una tertulia en Bocaccio. Antes, en 1986 escribió sus memorias, no sin cierto escándalo, en ellas declaró que se casó cuanto tenía 17 años, pero no estuvo casada más que dos años y no tuvo hijos, cosa de la que se arrepentía, porque se encontraba muy sola.
Entre los premios que obtuvo a lo largo de su trayectoria está el Goya a la mejor interpretación femenina de reparto el año 1989 por la película El mar y el tiempo.  El premio Joanot de Teatro, el año 1976, el Premio Nikel Odeón, a su irreprochable trayectoria como actriz, 2003. La Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes, el año 1992 y el galardón a Toda Una Vida que le concedió en 2008 la Unión de Actores.

María Asquerino falleció en Madrid el 27 de febrero del año 2013.


No hay comentarios:

Publicar un comentario